Las cajas negras, indispensables para descubrir las causas de un accidente aéreo

Tipografía

La Grabadora de Voces de Cabina (Cockpit Voice Recorder-CVR) contiene hasta dos horas de conversaciones entre pilotos, comunicaciones con el jefe de cabina y las azafatas, ruidos de ambiente y, llegado el caso, sonidos de alarmas.

Las cajas negras de un avión registran todos los datos de vuelo y las conversaciones en la cabina, informaciones cruciales para determinar las causas de un accidente aéreo.

La compañía Ethiopian Airlines envió a París las cajas negras del Boeing 737 MAX 8 que se estrelló el domingo cerca de Adís Abeba, causando la muerte de 157 personas.

La cajas negras, dañadas por el impacto del avión contra el suelo, serán analizadas en París por la Oficina de Investigación y Análisis para la Seguridad de la Aviación Civil de Francia (BEA, por sus siglas en francés).

Según el BEA, un organismo público, el funcionamiento y la utilización de las cajas son iguales en cualquier avión y cualquiera sea el modelo de la caja negra.

La Grabadora de Voces de Cabina (Cockpit Voice Recorder-CVR) contiene hasta dos horas de conversaciones entre pilotos, comunicaciones con el jefe de cabina y las azafatas, ruidos de ambiente y, llegado el caso, sonidos de alarmas.

El Registrador de Datos de Vuelo (Flight Data Recorder-FDR) y recopila todos los parámetros de vuelo (velocidad, altitud, régimen de motores, inclinación, trayectoria, etc.) cada segundo durante 25 horas.

Gracias a las cajas negras, pueden explicarse las razones de cerca del 90% de los accidentes aéreos.

Cada caja pesa entre siete y diez kilos y va colocada en cajas metálicas resistentes a choques muy violentos, incendios y largas inmersiones hasta 6.000 metros de profundidad.

Las cajas negras del avión de Air France AF447 Rio-París, desaparecido el 1 de junio de 2009, fue recuperado al cabo de 23 meses de búsqueda en el Océano Atlántico, donde reposaba a 3.000 metros de profundidad.

Los datos estaban perfectamente conservados y pudieron ser analizados.

Para facilitar la búsqueda, son de color anaranjado con bandas blancas y están equipadas con una baliza que se activa en caso de inmersión y emite una señal de ultrasonido cada segundo durante un período de unos 30 días.

El alcance promedio de la señal es de uno dos kilómetros.

La aviación civil comenzó a utilizar las cajas negras en los años sesenta.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS