España pide captura de rapero fugado, en caso que aviva debate sobre libertad de expresión

Tipografía

Según medios españoles, el cantante de 24 años se marchó a Bélgica, desobedeciendo la fecha límite de este jueves para comenzar a cumplir la condena de tres años y medio de cárcel por enaltecimiento del terrorismo, injurias a la Corona y amenazas en sus canciones que confirmó el Tribunal Supremo en febrero.

La justicia española ordenó este jueves la captura de un rapero condenado por enaltecimiento del terrorismo en sus canciones que se habría fugado al extranjero para evadir la cárcel, en un caso que reavivó el debate sobre la libertad de expresión en el país.

La Audiencia Nacional, que tiene jurisdicción en toda España, con sede en Madrid, emitió la orden de captura nacional e internacional contra José Miguel Arenas Beltrán, más conocido por su nombre artístico Valtonyc, ante la solicitud de la fiscalía, que advirtió de la posibilidad de que haya huido de España.

Según medios españoles, el cantante de 24 años se marchó a Bélgica, desobedeciendo la fecha límite de este jueves para comenzar a cumplir la condena de tres años y medio de cárcel por enaltecimiento del terrorismo, injurias a la Corona y amenazas en sus canciones que confirmó el Tribunal Supremo en febrero.

El rapero mallorquín telegrafió sus intenciones el miércoles, cuando escribió en Twitter: "Mañana van a tumbar la puerta de mi casa para meterme en la cárcel. Por unas canciones. Mañana España va a hacer el ridículo, una vez más. No se lo voy a poner tan fácil, desobedecer es legítimo".

 

- Apoyo de Puigdemont -

 

Ante su presunto exilio voluntario, Valtonyc recibió el apoyo del expresidente independentista catalán Carles Puigdemont, quien afirmó en Twitter que esta "decisión difícil en lo personal" era necesaria para "continuar defendiendo valores y libertades fundamentales, sin los cuales no hay democracia".

Instalado en Bélgica tras la fallida declaración de independencia en Cataluña el 27 de octubre, Puigdemont espera actualmente en Alemania conocer si será extraditado a España.

En sus canciones con mensajes políticos de extrema izquierda, Valtonyc plantea el asesinato de miembros del gobierno, de la familia real y de partidos conservadores. En un concierto reciente, llamó a matar "a un puto guardia civil".

"Que tengan miedo como un guardia civil en Euskadi (País Vasco)", "ETA es una gran nación" o "el Rey tiene una cita en la plaza del pueblo, una soga al cuello y que le caiga el peso de la ley", son algunas de las líneas que rapea en catalán.

La justicia consideró que estos mensajes suponían entre otras cosas una apología de la organización separatista vasca ETA, disuelta este mes y que en 40 años de lucha armada dejó más de 850 muertos.

Pero la ley antiterrorista española, que castiga el delito de enaltecimiento del terrorismo y el de injurias a la Corona, ha sido objeto de una controversia cada vez mayor.

En los últimos meses, varios internautas o artistas fueron condenados por estos cargos, como el rapero Pablo Hasel, sentenciado en marzo a dos años de prisión por varios tuits y una canción.

Estas penas han suscitado numerosa críticas, entre ellas las de Amnistía Internacional (AI), que afirmó que la ley española se está usando para "reprimir expresiones de índole política" en redes sociales.

 

- Críticas de Bardem -

 

"No defendemos su persona, sino su libertad. La zafiedad y el fanatismo serán reprobables, pero sólo en regímenes autoritarios son actos criminales", expresó este jueves la presidenta de la Plataforma por la libertad de información, la periodista Virginia Pérez Alonso.

En el terreno jurídico, España fue condenada en marzo por el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH), que consideró que una pena de cárcel contra dos independentistas catalanes por quemar en 2007 fotos del rey Juan Carlos y su esposa la reina Sofía violó su libertad de expresión.

El oscarizado actor español Javier Bardem se introdujo en el debate el martes, durante un acto de respaldo a un actor citado judicialmente por blasfemia por escribir "me cago en Dios" y "en el dogma de 'la santidad y virginidad de la Virgen María'".

Bardem estimó que la persecución judicial de opiniones puede hacer retroceder a España a la "época del franquismo", en referencia a la dictadura de Francisco Franco (1939-1975).

Otras voces han afirmado que la libertad de expresión tiene sus límites. 

"No es el permiso para decir lo que uno quiera y esconderse en ella para decir lo que es su opinión", estimó a la AFP Antonio Torres del Moral, catedrático de Derecho Constitucional.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS