Empresas podrían contratar seguros para ataques informáticos